El nombre Naiad hace referencia a las náyades, ninfas o hadas  del agua, como la dama del lago, hijas de Zeus, de Océano o de las divinidades de los ríos, prolongaciones, tierra adentro, del propio Océano. Cada manantial o fuente tenía su propia náyade. Estas entidades tienen figura femenina y gran belleza, aunque longevas son mortales  y se les consideraba divinidades olímpicas. Tienen el don de la clarividencia y suelen acompañar a otras divinidades mayores de la naturaleza como Artemisa, hermana de Apolo.

 

La ciencia astronómica bautizó como Nayad al  satélite mas interno de Neptuno, planeta que recibe su nombre en honor a la divinidad mayor grecolatina  de las masas acuáticas, conocida en Grecia como Poseidón.

 

Abundando en otras posibilidades, Naiad, es también un nombre femenino,  de origen griego, que se utiliza en el mundo islámico y que significa Marea Alta ( Naia es corriente de agua).

 

Elegimos este nombre, para nuestra escuela, porque nosotros también nos debemos a ese Océano de Conciencia del que procedemos y hacia el que retornamos,  como pequeños hilillos de agua que buscan volver a su origen tras recorrer un largo peregrinaje aventurero por esta hermosa Tierra, de la que estamos perdidamente enamorados.

 

 

 

 

VOLVER A LA PAGINA PRINCIPAL